Artículos

    La Comarca del Bajo Cinca contra la biodiversidad - Ecologistas en Acción

    La aprobación del Consejo Comarcal del Bajo Cinca de una moción por la que se intenta sortear la aplicación del  Real Decreto 1628/2011 sobre especies exóticas invasoras revela una notable falta de compromiso ambiental de la institución y supone supeditar la conservación de la biodiversidad a los intereses económicos de grupos particulares de personas.

    Además del calentamiento global del clima y del agotamiento de los recursos naturales la pérdida de la biodiversidad es uno de los problemas más graves al que la humanidad debe hacer frente hoy en día. La extinción masiva y cada vez más acelerada de especies que está provocando el hombre desestabiliza los ecosistemas, supone un daño en el medio natural irreparable a escala humana, implica un sinfín de problemas de índole práctico y menoscaba gravemente el patrimonio natural que recibirán las generaciones futuras.

    Entre otras razones la introducción de especies exóticas en los ecosistemas naturales supone una de las principales causas que contribuyen a la pérdida de la biodiversidad. Por ello, y siguiendo lo acordado en varios tratados internacionales, el Real Decreto 1628/2011, de 14 de noviembre, por el que se regula el listado y catálogo español de especies exóticas invasoras, establece una serie de medidas que intentar limitar el enorme daño que algunas especies exóticas, con gran potencial invasor, están provocando en muchos parajes naturales.

    Entre otras normas el Real Decreto establece la prohibición genérica de devolver al medio natural las especies exóticas capturadas por el hombre, hecho especialmente relevante en lo que se refiere a la captura de peces exóticos, como el siluro, que son objeto de especial atracción por gente que practica la pesca deportiva y que hoy en día acostumbra a devolver al agua los ejemplares capturados.

    Esta costumbre de devolver los peces al agua, problemas de índole práctico relativas al modo de deshacerse de los peces capturados e intereses económicos que giran entorno al negocio de la pesca en poblaciones como Mequinenza explican, aunque no justifican, la moción aprobada por unanimidad (PP-PAR-PSOE) en el Consejo Comarcal del Bajo Cinca del día de ayer, moción por la que los consejeros solicitan a las autoridades ambientales, en la práctica, que pongan excepciones al cumplimiento del Real Decreto, que sería lo mismo que decir que no se apliquen las medidas que intentar paliar el problemas de las bioinvasiones.

    Ecologistas en Acción considera erróneo el contenido de la moción aprobada por los consejeros comarcales porque el problema de la conservación de la biodiversidad es un problema de carácter global y de primer orden  y porque el interés general no puede supeditarse a intereses particulares que tienen su base, además, en hechos que serían contemplados hoy en día como un grave delito ambiental, tal como fue el caso de la introducción voluntaria del siluro en el pantano de Mequinenza, hecho que beneficia a unos pocos pero causa daños globales y permanentes en los ríos que son de todos.

    Así mismo Ecologistas en Acción cree exagerado el impacto económico que se atribuye a la nueva normativa. El sacrificio de los peces exóticos capturados, tales como el siluro, es solo un alivio ambiental a la presión ecológica que ejercen estos peces sobre otras especies autóctonas, y en la práctica será difícil la erradicación definitiva de estas especies exóticas tan dañinas para el medio natural, aunque sea esto lo deseable.

    Por otro lado la recogida y eliminación de los ejemplares capturados es un problema que tiene solución con un poco de voluntad política. Al igual que muchas otras actividades turísticas o deportivas requieren de una infraestructura para llevarlas a cabo igualmente la actividad pesquera podrá seguirse llevando a cabo buscando los medios adecuados para ello. Incluso la puesta en marcha de un sistema de recogida de los peces capturados, lejos de dañar la economía local, puede suponer la creación de nuevos puestos de trabajo vinculados al sector de la pesca y que solo requieren para su creación de un poco de buena voluntad y cambio en las costumbres.

    NP remitida por Ecologistas en Acción del Bajo Cinca

    Contacta

    La Voz Edita y Comunica

    Candasnos 1, 2ºA
    22520 Fraga
    Teléfono: 974 471 487

    lavoz@lavozdelbajocinca.com

    Síguenos